Compartir

Dos investigadores argentinos descubren e identifican
el primer diccionario español-latino anterior al Vocabulario de Nebrija

 

Compartimos el texto de Juan Héctor Fuentes, quien fuera colaborador del académico José Luis Moure, vicepresidente de la AAL, en el SECRIT (Seminario de Edición y Crítica Textual).


«En un artículo publicado en el último número de la prestigiosa revista Romance Philology, los doctores Cinthia María Hamlin y Juan Héctor Fuentes, ambos investigadores del CONICET en el Instituto de Investigaciones Bibliográficas y Crítica Textual (SECRIT - IIBICRIT) —fundado por Germán Orduna y sucesivamente dirigido después de su fallecimiento en 1999 por el Acad. Dr. José Luis Moure (hasta 2017) y por el Dr. Leonardo Funes (hasta el presente)—, dan cuenta del hallazgo y la identificación de un incunable, hasta este momento desconocido, que conserva de manera fragmentaria el texto del Vocabulario en romance y en latín del siglo XV del manuscrito Escurialense f-II-101. Se trata de dos folios insertos en un tomo del Universal Vocabulario en latín y en romance (1490) de Alfonso de Palencia que pertenece a la sección Rare Books and Special Collections de la Firestone Library de la Universidad de Princeton. Durante una estadía académica de la Dra. Hamlin en la mencionada universidad, el Dr. Eric White, curador de la sección, facilitó una copia de las hojas en cuestión a la investigadora argentina, quien a su retorno a Buenos Aires emprendió su análisis junto con el Dr. Fuentes. Habiendo identificado el Dr. Fuentes el contenido de los folios con el texto del anónimo Vocabulario en romance y en latín guardado entre los manuscritos de la Real Biblioteca de El Escorial2, la Dra. Hamlin realizó la reconstrucción hipotética del incunable y el reconocimiento tipográfico de los folios, y llegó a la conclusión de que los tipos del fragmento correspondían a los utilizados por los impresores Ungut y Polono en Sevilla entre 1491 y 1493 y pudo confirmar que se trataba de un incunable aún no registrado en los catálogos. Un estudio detallado del prólogo-dedicatoria que ofrece el primer folio les permitió establecer la fecha de impresión entre 1492 y 1493, ya que en el mismo se hace referencia a Isabel La Católica como “reyna de los reynos de Castilla e de León… e de Granada”. Siendo la capitulación de esta última ciudad el 2 de enero de 1492, dicha fecha se impone necesariamente como término a quo de impresión de la obra. El Vocabulista anónimo —llamado así por los investigadores por la denominación que se le da en el prólogo— sería pues el primer vocabulario español-latino conocido, incluso anterior al Vocabulario de Nebrija, datado este último por los críticos entre 1494 y 1495. Por su temática puede ser incluido perfectamente en el conjunto de las obras lexicográficas y gramaticales promovidas por la corona para la edificación y la reforma del clero. En cuanto al contenido, el fol. 1v del impreso transmite, a dos columnas, en castellano y su traducción latina, un breve prólogo-dedicatoria a la reina Isabel, en el que el autor da cuenta de su intención y del esfuerzo realizado; el segundo folio presenta 77 entradas: desde el lema apuesta hasta arcaz en el recto y desde arco hasta arreboçar en el vuelto.

Un detenido estudio del prólogo y de las entradas del vocabulario permitieron a la Dra. Hamlin atribuirla autoría del mismo a Alfonso Fernández de Palencia (1423-1492) o a un allegado de su círculo, ya que los criterios lexicográficos y el uso de fuentes que se ponen de manifiesto en la obra anónima presentan muchas coincidencias con los del Universal Vocabulario. Dicha hipótesis es desarrollada por la investigadora en un artículo que se publicará en 2021 en el Boletín de la Real Academia Española (Hamlin, “Alfonso de Palencia: ¿autor del primer vocabulario romance-latín que llego a la imprenta?”, BRAE, t. 101).

El hallazgo y la identificación de los folios del Vocabulista anónimo por parte de los dos investigadores argentinos es un hecho de suma importancia no solo en lo que atañe a la Historia del Libro, teniendo presente que el descubrimiento de un nuevo incunable es un acontecimiento que se da muy rara vez, sino también en lo que refiere a la historia de la Lexicografía y de la Lingüística Hispánicas, por sacar a luz el primer diccionario que cuenta con el español como lengua de entrada, es decir, en el que una lengua vulgar es el elemento codificador. Si bien por sus rasgos macro y microestructurales el Vocabulista responde a la época denominada “prelexicográfica”, de fuerte raigambre medieval, al tomar el español como punto de partida anticipa los criterios innovadores del Humanismo y se adelanta así al proyecto lexicográfico de Nebrija».

Prof. Dr. Juan Héctor Fuentes
UBA / CONICET
SECRIT - IIBICRIT


Imagen del manuscrito de siete mil entradas castellanas,
cortesía de la Real Biblioteca del Escorial (Colecciones Reales)


Imagen del primer diccionario del castellano,
cortesía de Princeton University Library (Special Collections)


—————————————

1      Cinthia María Hamlin y Juan Héctor Fuentes, 2020, “Folios de un incunable desconocido y su identificación con el anónimo Vocabulario en Romance y en Latín del Escorial”, Romance Philology, 74,1: 93-122.
2      Editado por Gerald MacDonald: Diccionario español-latino del siglo XV: an edition of anonymous manuscript f.II.10 of the Real Biblioteca de San Lorenzo de El Escorial. Transcription, study, and index, New York: Hispanic Seminary of Medieval Studies, 2007.

 


ÍNDICE DE NOTICIAS DE ESTE NÚMERO


T. Sánchez de Bustamante 2663
C1425DVA - Buenos Aires
Argentina
Tel.: (011) 4802-7509 int. 5
boletindigital@aal.edu.ar
http://www.aal.edu.ar
Atención y venta de publicaciones: www.aal.edu.ar/shop2013/

   

Para suscribirse al BID, haga clic aquí

Periodicidad del BID: mensual
ISSN 2250-8600